Comercial

Iluminación cualitativa en espacios comerciales

5/6/21

Sabemos que gracias a la luz es posible el proceso de la vista en los seres humanos y la mayoría de los animales. Sin embargo, más allá del proceso fisiológico que implica ver, las personas hemos agregado nuevos significados a lo que vemos, no solo a través del sentido de la vista, sino también a través de nuestras interpretaciones. Considerar la percepción subjetiva de la luz y los efectos emocionales en las personas, ha sido uno de los principios de la iluminación cualitativa y que dieron forma al diseño de iluminación actual.

El diseñador de iluminación arquitectónica Richard Kelly fue considerado un pionero en la aplicación de la iluminación cualitativa. Su entendimiento de la luz dio como resultado tres principios que definieron a la iluminación no solo como herramienta para la vista, sino como un medio que estimula sensaciones, comunica y persuade. Kelly definió una triada de tipologías de la luz de acuerdo con su función: luz para ver, luz para mirar y luz para contemplar.

Entre los múltiples espacios arquitectónicos en donde se pueden aplicar estas tipologías, los espacios comerciales o retail son un claro ejemplo de cómo la luz es un vehículo que marca trayectorias para llevar al consumidor a un solo fin: la compra. A continuación, te compartimos algunos consejos que podrás aplicar en tu próximo proyecto de iluminación en espacios comerciales.

Espacios comerciales - Iluminación general

Luz para ver

Este concepto nace de la iluminación ambiental o “básica”, la cual se logra mediante soluciones verticales u horizontales. El objetivo de la iluminación para ver es lograr niveles de luz uniformes y faciliten la vista de todo el espacio. Si tu proyecto de iluminación comercial está dentro de un gran almacén, por ejemplo, en supermercados, la clave estará en proveer una luz homogénea, con temperatura neutra y gran rendimiento, de este modo el espacio será funcional y permitirá el flujo rápido de personas.

Espacios comerciales - Luz de acento

Luz para mirar

A este tipo de iluminación también la conocemos como luz de acento y su función es destacar productos, superficies y determinadas zonas del espacio. La diferencia entre ver y mirar se encuentra en el detenimiento, la pausa y la atención a los detalles. Esta tipología suele utilizarse en tiendas exclusivas o especializadas y también puede encontrarse en otros espacios como galerías o museos. La atención del usuario se consigue dando jerarquías a los objetos o espacios aplicando diferentes niveles de iluminación.

Espacios comerciales - Iluminación decorativa

Luz para contemplar

Jugar con la luz también es posible dentro de un espacio comercial. La iluminación decorativa en estos espacios tiene una función estética que refleja la personalidad de la marca. Utilizada también para atraer o sorprender, puede entenderse como efectos de luz dinámicos, color o luminarios decorativos integrados para crear remates llamativos.

Subir comentario

Suscríbete

Suscríbete a nuestro newsletter